Logo-Amara-Horizontal
    EN

    |

    ES
    CONSULTA GRATUITA
    Logo-Amara-Horizontal
    CONSULTA GRATUITA
    Ico-Abrir

    Online Strategy | Tech Companies

    12 min de lectura

    Cómo elaborar un plan de marketing para tu empresa tecnológica

    Escrito por: Paula Ortiz

    Un plan de marketing es una herramienta imprescindible en cualquier negocio. Así como diseñas líneas de trabajo en todos los departamentos, como los de producción, facturación o soporte técnico, el plan de marketing es la hoja de ruta con estrategias que mejoran la comercialización de tu producto o servicio. Pero ¿sabes cómo elaborar un plan de marketing para tu empresa tecnológica? Aquí tienes los pasos previos imprescindibles y algunos consejos.

    1. Análisis a nivel interno

    Es cierto que un proyecto de marketing debe centrarse en atraer a los clientes a la empresa, pero esta atracción no se puede conseguir sin antes hacer una introspección en tu propio negocio. ¿Por qué ha nacido tu tecnológica? ¿Hacia qué público quieres llegar? ¿Cuentas con los recursos necesarios para aportar soluciones a tus posibles clientes? El análisis interno de una empresa es la primera de las fases del plan de marketing, e imprescindible para dar con las estrategias de marketing adecuadas para tu compañía.SESIÓN DE CONSULTORIA GRATUITA En 30 minutos damos solución a tu reto

    1.1. Conócete a ti mismo

    No, no es que debas hacerte un autoanálisis psicológico. Más bien, debes analizar en profundidad la identidad de tu negocio, o bien crearla si crees que tu organización no cuenta con una identidad única, es decir, el resultado de un plan de marca o de branding.

    En el momento en que un empresario se enfrenta a la pregunta de “¿por qué has creado tu empresa?”, varios responden de la misma manera: “para vender tecnología”. Sí, sabemos que quieres vender tecnología y aportar las mejores soluciones para tus clientes, pero eso no es lo que te diferencia frente a otras compañías tecnológicas. Al fin y al cabo, todas quieren vender tecnología. Pero si hay tantas empresas vendiendo tecnología, debes hallar otra manera de demostrar a tu público objetivo que tu compañía es distinta a las demás.

    Así que es momento de reflexionar sobre el origen de tu empresa de tecnología, cuál es el motivo que te llevó a crear tu tecnológica. ¿Cuáles son los valores que te han llevado a abrir tu compañía? ¿Cuál es la misión que deseas cumplir aportando soluciones tecnológicas a tus clientes? ¿Por qué crees que tu servicio es mejor que el de otras compañías? ¿Qué ofreces que otras tecnológicas no tienen?

    Hasta hace poco tiempo, los consumidores acudían a las compañías para realizar sus compras directamente y volver a recurrir a la misma empresa por la calidad de sus productos. Pero hoy en día los compradores necesitan algo más que productos de calidad: necesitan verse reflejados en la identidad de la compañía. Es por eso que estas cuestiones anteriores, aunque anteriormente parecieran circunstanciales, son ahora el imán para atraer compradores hacia tu negocio.

    Por esta razón, definirte es fundamental para poder darte a conocer. Del mismo modo es importante que tus empleados entiendan la identidad de tu compañía, y ellos, como representantes, sepan transmitir correctamente el mensaje que quieres hacer llegar a tu audiencia. Y para conseguir que la identidad de tu compañía quede clara tanto para tus clientes como para tu equipo, es vital elaborar un perfil corporativo donde se refleje la definición y la diferenciación de tu tecnológica.

    1.2. Determina tu público objetivo

    Sabemos que quieres alcanzar a la mayor cantidad de personas posibles, pero dirigir todos tus esfuerzos hacia el público general quizá no te aporte los resultados que deseas alcanzar. En realidad, la manera que conseguir los mejores resultados es enfocando tus esfuerzos en un público objetivo. El público objetivo es el conjunto de personas que puede estar más interesado en el producto o servicio que ofreces y, por lo tanto, son los llamados clientes potenciales. Además de destinar tus esfuerzos a llamar la atención del público que sí puede estar interesado en pagar por tu servicio, tendrías más posibilidades de convertirlos en leads y, a continuación, transformarlos en nuevos clientes y en promotores de tu negocio.

    Para tener claro qué clase de público debes alcanzar con tus ideas de marketing, debes definir tus buyer personas o clientes potenciales, aquellos perfiles semificticios desarrollados a partir de los intereses, actitudes, y datos reales de tus clientes actuales.

    Es importante elaborar una radiografía detallada de los aspectos socio-económicos de nuestro público objetivo. Si es hombre o mujer, franja de edad, lugar de residencia, con quién vive, ingresos familiares, qué estudios y trabajo tiene, hábitos de consumo, aficiones, preocupaciones, motivaciones, retos… Cuantos más aspectos de su vida conozcas, mejor sabrás cómo alcanzar a tus clientes potenciales. También es recomendable establecer segmentación por otras variables, como por ejemplo, si ha comprado o ha utilizado tus servicios reiteradamente, o por su comportamiento en el entorno online: si comparte información, repetición de visita, tiempo medio, tasa de rebote, consumo de contenidos, etc.

    ¿Por qué toda esta información? Porque al definir tus buyer personas, podrás segmentar tus acciones de marketing según estos perfiles, y conseguir que tus esfuerzos en marketing sean todavía más específicos y con mayores probabilidades de éxito. Sí, es muy importante conocer a tus clientes.

    Si tu empresa no trabaja con herramientas CRM que facilitan, y mucho, estas gestiones, quizá sea el momento adecuado para que te plantees implementar un CRM para recopilar, analizar y segmentar toda la información que está a tu alcance.plan-marketing-empresa

    2. Estudia el mercado

    Sí, como has podido comprobar hacer marketing lleva mucho trabajo, especialmente si se trata de planificar qué estrategia emplearás a largo plaza en tu empresa de tecnología. Pero todo este trabajo vale la pena por los buenos resultados que llegarán en el futuro.

    Y para conseguir buenos resultados, no puede faltar un estudio del mercado en el que compite tu empresa, al igual que un estudio en profundidad de las empresas que son tu competencia. Al fin y al cabo, ¿para qué sirve un plan de marketing, si no es para conseguir diferenciarte de tu competencia y destacar como referente en tu sector?

    En primer lugar, es necesario estudiar la situación actual del mercado. Cuáles son las últimas tendencias, las novedades, cuáles son las nuevas necesidades de los clientes, datos económicos, volumen de negocio, y demás. Cuanta más información recopiles, mayores serán tus posibilidades de encontrar oportunidades en el mercado en las que no haya tanta competencia.

    Por supuesto, esta información debe estar actualizada para saber que estás dirigiendo tus esfuerzos en marketing en la dirección correcta. Así que dedica tiempo con frecuencia a estar al tanto de las novedades en el mercado local.

    2.1. Analiza la competencia

    Y en un sector tan competitivo como es el tecnológico, debes estar al tanto no solo de las tendencias para instalar la última tecnología en la empresa, sino también de qué venden y cómo lo hacen las empresas competidoras. ¿Qué negocios son competencia directa? ¿Qué metodología emplean para atraer clientes? ¿Qué impacto tienen en tu área de alcance? Debes prepararte para diferenciarte de tu competencia, es por eso que es vital detenerse a analizar las estrategias de las otras compañías tecnológicas. Aprender las estrategias de tus competidores te ayudará a descubrir oportunidades que no están aprovechando, y aprovecharlas tú para inspirarte para tus futuras estrategias de marketing.

    2.2. Análisis DAFO

    A partir de toda esta información que has recopilado hasta el momento, podrás realizar el análisis DAFO de tu compañía. En otras palabras, definir las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades para tu empresa.

    Las debilidades te permitirán detectar cuáles son las flaquezas de tu compañía; evidentemente esto te ayudará a mejorar tu compañía, y cuidar de estas debilidades para que no impidan el funcionamiento correcto de tu negocio. Por otra parte, las amenazas son aquellas flaquezas que se deben a factores externos; aunque algunas puedan escaparse de tu control, es importante estar al tanto de ellas para prepararse en caso de que algún suceso inesperado pueda afectar a tu estrategia. Ya lo sabes: mejor prevenir que curar.

    En el caso de las fortalezas, son aquellas características positivas de tu negocio, aquello que hace distinta a tu empresa frente a la competencia. Enfoca tus estrategias a aprovechar tus fortalezas al máximo y sacarás el mayor provecho. Y por supuesto, las oportunidades son aquellas que tu competencia todavía no ha descubierto o bien no hay mucha competencia, por lo que pueden convertirse en tus próximos objetivos del plan de marketing.

    3. Márcate unos objetivos

    Siempre recuerda que el uso de un plan de marketing es para preparar a tu organización para aprovechar tus recursos al máximo y apuntarlas hacia las mejores oportunidades de negocio. Es la herramienta ideal para organizarte y elaborar una hoja de ruta con acciones marcadas y periodicidades concretas. Es por eso que, además de preguntarte cómo hacer un plan de marketing, también debes preguntarte qué es lo que quieres conseguir con ello.

    ¿Y cómo deben ser los objetivos que debes planificar conseguir? Para establecer objetivos reales y que tu negocio puede alcanzar a medio plazo, estos objetivos deben ser SMART: específicos, medibles, alcanzables, relevantes y temporales.

    Nuestro consejo es que elabores un plan que no sea ni para muy a largo plazo ni demasiado inmediato. Un año, como aconsejan muchos marketinianos, es quizá excesivo. Para nosotros, tratándose de empresas tecnológicas, lo ideal son planes trimestrales. ¿Por qué? Porque el sector tecnológico evoluciona muy rápidamente, y porque lo importante de un plan es evaluar y medir las acciones realizadas y, así, poder repetir las acciones exitosas en un tiempo considerado. Además, también podrás elaborar estrategias estacionales, por temporadas.

    4. Define la mejor estrategia

    Otro de los apartados importantes del plan de marketing de una empresa tecnológica es escoger la estrategia adecuada. ¿Y cómo escogerla? Como podrás imaginar, teniendo en cuenta toda la información que has recopilado hasta ahora, desde tus objetivos hasta las oportunidades que tiene tu compañía tecnológica para destacar en el sector. Esto significa que cada empresa tendrá una estrategia que se adapte mejor a su situación actual. ¿Quieres conocer algunas estrategias que quizá sirvan para tu compañía? Te mencionamos unos ejemplos.

    Estrategia de cartera

    Esta sería la estrategia adecuada para un plan de marketing de un producto tecnológico que estás interesado en vender, o bien para potenciar unos productos específicos. No todos tus productos tienen la misma rentabilidad, y es por eso que debes detectar cuál es el que te puede ofrecer oportunidades en el sector tecnológico.

    Estrategia de segmentación

    Como ya te hemos mencionado antes, la segmentación te permite un mayor enfoque de tus esfuerzos de marketing, y por lo tanto de mayores probabilidades de conversión. Esta estrategia es útil, por ejemplo, para aquellas empresas tecnológicas que necesitan atacar un nicho específico del mercado en su situación actual.

    Estrategia de posicionamiento

    Necesitas mejorar el posicionamiento de tu marca en el mercado, o bien presentar tu nuevo proyecto en el sector tecnológico. Esta estrategia es la adecuada para aquellas compañías que necesiten definirse y diferenciarse.

    Estrategia de fidelización

    Si tu objetivo es mejorar tu retención y fidelización de clientes, esta estrategia logrará mejorar tu relación con tus clientes habituales. Además, un cliente satisfecho se puede convertir en un excelente promotor de tu marca.

    4.1. Destaca tu producto tecnológico entre la competencia

    Posiblemente, como muchas empresas tecnológicas españolas, estás totalmente centrado en tu producto y no tienes tiempo de promocionarlo todo lo que se merece. No es que no te preocupe, quizá es que no sabes por dónde empezar. Pero ¿te has parado alguna vez a pensar por qué empresas como, por ejemplo, Coca Cola, Nike o Camper triunfan entre la multitud?

    Sí, Coca Cola tiene la fórmula mágica, pero tanto ella como Nike o Camper son únicas. ¿Sabes cuál es el secreto? Transmiten pasión. Detrás de cada una de ellas hay una historia personal… además de andar cómodo o refrescarte bebiendo, claro. Nike no transmite a sus clientes la calidad de sus zapatillas deportivas, si están cosidas con un tejido especial o si la suela, que esconde una cámara de aire, está hecha con un material irrompible. Lo que transmite Nike es que si las calzas, te sentirás único. Nike y las grandes marcas, las que realmente han invertido cantidades astronómicas en marketing tradicional, transmiten pasión.  

    Si nos centramos en las grandes marcas tecnológicas, sus anuncios también se centran en tocar el corazón. Mira este anuncio de Nokia ¿lo recuerdas?

     

     

    Está claro que cada una de las secuencias está pensada para llegar a lo más profundo de nuestros sentimientos.

    Otro ejemplo de empresa tecnológica líder: los doodles de Google. Se trata del elemento gráfico más popular de su buscador. Como sabrás, periódicamente cambia o modifica su logo para conmemorar algún acontecimiento. Son tan populares que incluso existe una página donde puedes encontrar los últimos doodles. ¿Y técnicas como estas forman parte del plan de marketing de las compañías? Por supuesto.

    Piensa cómo puedes ofrecer a tus clientes algo especial, que les conmueva y que les haga sentirse únicos. En el sector de la industria tecnológica competir por precio no es una buena estrategia a largo plazo. Ofrece algo más, algo personalizado, algo que les llegue al corazón. Una de las muchas frases que nos dejó Steve Jobsel fundador de Apple, dice así:

    La innovación es lo que distingue a las empresas líderes del resto.

     

    5. ¿Con quién debes compartir tu plan?

    Tanto durante la elaboración del plan como tras su finalización, debes compartir tu plan de marketing con todos los profesionales que forman parte de la empresa. Conseguir que todos tus empleados se involucren y se genere retroalimentación de todos los departamentos es imprescindible para la consecución de los objetivos. Haz que todos los empleados se sientan comprometidos y comparte con ellos la visión de hacia dónde quieres que se dirija la empresa. No todo el mundo entiende ni tiene ganas de analizar proyecciones financieras, pero si desarrollas un plan de marketing creativo y entusiasta, contagiarás a todos tus equipos.

    Y, cómo no, tus empleados también deben formar parte del análisis del plan de marketing: comprobar que todas las acciones de marketing están yendo en el camino correcto, o incluso complementar el plan con nuevas oportunidades que tus equipos detecten.

    Ahora ya conoces los pasos esenciales para crear un documento de plan de marketing adaptado a tu tecnológica. Es una herramienta útil, que se amolda a cualquier oportunidad de negocio y que, seguro, te ayudará a ahorrar tiempo y esfuerzo y continuar alcanzando resultados positivos.

    Imágenes: Pexels

    Separador
    Elabora tu Plan de Marketing con nuestra plantilla gratuita
    Elabora el perfil corporativo de tu compañía

    Contenido relacionado

    Separador

    Strategy, Branding, Tech Companies, Corporate profile

    Diferencia tu empresa tecnológica: el perfil corporativo

    La única manera de diferenciar tu empresa tecnológica y marcar unas directrices es elaborando un per...

    Social Media, Website, Tech Companies

    Redes sociales para empresas tecnológicas. Como pez en el agua.

    Si aún no le sacas rendimiento a las redes, te ayudamos a dar el salto y te damos algunas recomendac...
    FREE CONSULTATION